Contrarreloj organizan un préstamo-puente con BID y Banco Mundial

Contrarreloj organizan un préstamo-puente con BID y Banco Mundial

La Administración Macri intenta reforzarse antes del vencimiento de las Lebac. Conclusión 1: Se espera un importante retiro de inversionistas. Conclusión 2: Se intenta resistir la presión de los privados que han ubicado la tasa de interés vigente en el mercado secundario de esos títulos públicos más alta que la que paga el Banco Central, forzando así que la autoridad monetaria tenga que subirla aún más. Conclusión 3: Si la Administración Macri no pudiera enfrentar con éxito la coyuntura, quedaría a merced de una nueva depreciación del peso.

 

Dólares que necesita la Argentina.

 

Con la aprobación del Gobierno estadounidense, la Argentina organiza una financiación de emergencia, algo así como un 'bridge loan' ante la fecha de vencimiento de las Letras del Banco Central (Lebac).

El monto de vencimiento de Lebac, apuntó JP Morgan Chase, equivale a US$ 30.000 millones, que es una cifra equivalente a la que la Administración Macri dejó trascender que quería negociar con el FMI. Habría que conocer qué proporción de ese total renovará y cuál no lo hará. Aparentemente, la Administración Macri se encuentra convencida que es muy elevado el monto que retirará su dinero.

Aquí surge una pregunta: ¿Realmente creía la Administración Macri que po dría obtener tan velozmente financiación del Fondo Monetario Internacional? ¿O se anunció el interés en buscar respaldo del FMI para facilitar que prospere el préstamo puente que se organiza por estas horas?

Lo cierto es que, tal como lo anunció el JP Morgan Chase, el peso argentino enfrentaría "un desorden" si el Banco Central fracasa en la refinanciación de las Lebac.

En criollo: hay una intensa puja por el valor del peso, el mercado está intentando forzar una nueva devaluación o, de lo contrario, la posición del mercado de exigir una mayor compensación por renovar Lebac lleva al BCRA a la puja por concederlo o devaluar.

El economista Fausto Spotorno apuntó a CNN que “ante la volatilidad que tienen los mercados y la poca aceptación que está teniendo Argentina en estos, el gobierno hizo dos cosas: por un lado, fue al Fondo Monetario para ver si hay que negoci ar algún préstamo en el futuro y, además, para que le dé un poquito de credibilidad al programa de Macri. Tener a alguien que respalde el programa le resulta muy útil”.

El monto que buscaría asegurar el Banco Central es US$ 9.000 millones. Muchos dudan que ahora pueda llegarse a esa cifra, y opinan que el BCRA lograría reunir US$ 5.000 millones. Todo depende del Banco Mundial (BM), el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), organismos multilaterales a los que ha pedido auxilio la Administración Macri.

Lo que se está haciendo es solicitar el anticipo de dinero concedido para infraestructura, tal como si la obra estuviese concluída, y más adelante se hará la compensación, probablemente cuando llegue el dinero del FMI, explicaron las fuentes.

¿Cómo se cubriría la brecha? Lo anunció el ministro de Finanzas, Luis Caputo, al periodista Pablo Wende, de Infobae.com/ cuando dijo: "En paralelo a lo que estamos discutiendo con los organismos, 3 bancos nos ofrecieron líneas 'repo' (créditos a corto plazo con garantía de bonos públicos) y seguramente también vamos a terminar acordando".

El BCRA puede intervenir en el mercado secundario para reabsorberlos, canjearlos por otro tipo título o por bonos del Tesoro, o dejar que se vaya a la inflación.

"Hacienda está llevando adelante las conversaciones con el FMI en Washington DC y, en paralelo, ya hablé con las autoridades del Banco Mundial, del BID y de la Corporación Andina de Fomento. Todos se comprometieron a participar también del financiamiento que está negociando el Gobierno", señaló Caputo.


Por URGENTE24


 

Publicado por: BIGREZ, el 2018-05-12. Categoria: Noticia. Visto: 14 veces.
BigREZ Systems